Inicio > Sin categoría > Halloween – Globalización y Generación de Demanda

Halloween – Globalización y Generación de Demanda

Publicado en el Cuerpo de Reportajes del Diario de Aysén, Domingo 31 de Octubre de 2010

Hace unos años me encontré sorpresivamente cerca de mi casa con unos niños vestidos de fantasma, no entendía mucho la razón y menos cuando me exigieron, algunos de no muy buena forma, que tenía que darles un dulce. Con el tiempo la mayoría de nosotros ya se ha familiarizado, acomodado e incluso fomentado esta nueva costumbre entre los niños. Personalmente no es algo de mi agrado, pero comprendo que es un proceso muy difícil de evitar, es parte de nuestra realidad globalizada, y en la práctica es muy difícil tapar el sol con un dedo.

La globalización es un fenómeno complejo de muy larga data. Complejo porque finalmente es una red cuyos hilos se fortalecen con el tiempo y se entremezclan a veces de forma inesperada, sobre todo en un entorno tecnológico que permite cosas impensadas hace veinte años. Pero por otro lado la globalización es algo que nos ha acompañado desde hace mucho más tiempo del que creemos, en nuestro caso, desde que aparecieron personajes extraños arriba de un caballo y vestidos con armaduras.

Para los más puristas, este tipo de nuevas costumbres es algo repugnante, que atenta contra la esencia de nuestras costumbres y las corrompe. Para los menos ortodoxos, es totalmente plausible que incorporemos tradiciones extrañas, ya sea porque son entretenidas, diferentes o porque nos dan algún tipo de status internacional.

En realidad ni tanto ni tan poco, en estricto rigor, la gran mayoría de nuestras formas de hacer las cosas fueron importadas en algún momento, pasando por el lenguaje, religión, sistema económico, vestimentas y plataformas tecnológicas. Fueron traídas por conquistadores, o introducidas por algún visionario que encontró una buena oportunidad de negocios.

Pero si es alguna oportunidad comercial la que se esconde tras una nueva tradición, como en este caso, lo importante es que se tiene que saber crear una nueva demanda, por algo que no existía y que tampoco es necesario, y en ese punto es donde se necesita talento, conocimiento del mercado y dominio de herramientas de marketing que transformen un concepto extraño e innecesario, en algo común, llamativo y con un público cautivo en aumento.

Este fin de semana seguramente veremos muchos niños disfrazados, algunos les gustará más, a algunos nos gustará menos, pero todos estamos insertos en una realidad globalizada que ya no volverá atrás, la pregunta entonces es cómo nos adaptamos a esta nueva realidad y qué podríamos hacer nosotros si quisiéramos impulsar una nueva tradición.

Anuncios
Categorías:Sin categoría
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: